Tips

Todo lo que hay que saber antes de viajar a República Checa

Quienes estén planificando viajar a República Checa, aquí les pasamos algunos tips a tener en cuenta.

Reconocida por su historia, cultura y tradición, República Checa se convirtió en un destino ineludible dentro de Europa que enamora con sus ciudades plenas de tesoros, castillos y palacios de ensueño, paisajes de cuento y tradiciones e historia que se palpan a cada paso.

Quienes estén planificando viajar a República Checa, aquí les pasamos algunos tips a tener en cuenta.

¿Cuáles son los requisitos de ingreso a República Checa?

Hay que saber que los requisitos de ingreso a República Checa varían dependiendo del país de origen. Viajeros de Argentina, México, Colombia, Chile, Brasil, Costa Rica, El Salvador, España, Estados Unidos, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela pueden viajar con pasaporte vigente.

Mientras que los ciudadanos de Ecuador, República Dominicana, Belice, Bolivia y Cuba necesitan visa.

¿Cuándo viajar?

La temporada alta coincide con el verano, entre julio y agosto, cuando hay clima cálido (entre 20°C y 30°C). También se realizan diversas actividades al aire libre y los bares tienen mesas en terrazas. Suele haber gran cantidad de viajeros, por lo cual las atracciones son más concurridas y es necesario hacer reservas con anticipación.

La primavera (marzo a junio) y el otoño (septiembre a noviembre) se consideran temporada media o media alta, con clima agradable y menos turistas.

La temporada baja es durante el invierno (diciembre a febrero, excepto Navidad y fin de año) cuando el clima es frío y lluvioso, con un promedio de -2ºC.

¿Cómo llegar a Praga?

Hay vuelos hasta Praga –la capital de República Checa– desde las principales capitales europeas.

Las distancias son cortas en horas de vuelo: Frankfurt (1:10 hs.); París (1:45 hs.); Roma (1:50 hs.); Londres (2:15 hs.); Madrid (3 hs.); Viena y Budapest (1:05 hs.); Berlín (1 hs.); Moscú (3:40 hs.).

Desde el aeropuerto hasta el centro de Praga se puede ir en bus de transporte público (N° 119) y seguir en metro (línea A). Otra opción es el bus directo a la Estación Principal de Trenes (Aeroport Express) o taxi/Uber en un recorrido de menos de 30 minutos.

Atención que otras ciudades como Brno, Ostrava, Pardubice y Karlovy Vary también cuentan con aeropuertos internacionales.

¿Cuál es el idioma?

El checo es el idioma de República Checa, aunque la mayoría también habla inglés y alemán.

¿Cuál es la moneda del país?

La moneda de República Checa es la corona checa. En muchas tiendas y restaurantes sobre todo en Praga aceptan euros. Se admiten las tarjetas de crédito en la mayoría de los comercios. Se recomienda cambiar moneda en casas de cambio, bancos u hoteles.

¿Dónde queda Praga?

Praga pertenece a la Bohemia Central y está ligeramente desplazada al noroeste del centro geográfico de República Checa.

¿Qué se puede visitar en República Checa?

Obviamente que Praga, considerada por muchos como la ciudad más bella del mundo. Conocida como la Ciudad de las 100 Torres, la capital de la República Checa cuenta con muchos edificios monumentales levantados durante más de 1.000 años de historia.

Los tesoros históricos de la ciudad están resguardados como Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Se suman también una arquitectura y escultura vanguardistas, espacios culturales y de arte, barrios modernos llenos de sorpresas, y bares y restaurantes con deliciosas propuestas y ambientes que sorprenden al viajero.

Otros destinos de República Checa incluyen Bohemia del Sur, donde es imperdible la ciudad de eský Krumlov, con un impactante castillo y una arquitectura medieval perfectamente conservada, el palacio de Hluboká o el sendero entre las copas de los árboles en Lipno.

En tanto Bohemia Occidental es famosa por el balneario formado por Karlovy Vary, Mariánské y Františkovy Lázn, además de Pilsen.

En Moravia, su capital, Brno, es la segunda ciudad a nivel nacional, conocida por su atmósfera llena de arte y diversión. En esta región se encuentran también las bellas urbes de Olomouc y Kromí, además de la zona vinícola de Pálava, cavernas y encantadores pueblos de cuento.

Temas relacionados